Los libros no se juzgan por su portada, y el rock tampoco.

Aunque estamos acostumbrados a que la música es más una expresión artística, también hay bandas que aprovechan sus espacios como una forma de difundir la ciencia en estado puro.

Te presentamos no 2, ni 3, son 4 portadas de álbumes rock inspirados en la ciencia.

  1. The 2nd law – Muse

La banda británica Muse se caracteriza por portadas llenas de mensajes ocultos y misterios, pero en su sexto álbum de estudio le dieron el lugar preferencial a la ciencia.

En portada aparece un mapa de las vías neuronales del cerebro humano. Son literalmente los cables que conectan nuestro cerebro; las ideas, la personalidad, nuestra percepción, todo lo que somos y pensamos se ve así. Esta imagen es parte del proyecto Human Connectome que busca entender mejor el cerebro para combatir enfermedades como el alzheimer o la esquizofrenia.

Punto extra: El álbum se llama así por la Segunda Ley de la Termodinámica.

  1. Magnetic dead – Metallica

Quizá un disco un poco subestimado de esta icónica banda, nos ofrece además de buen rock, uno de los fenómenos físicos más conocidos: el magnetismo o campos magnéticos.

Todos, alguna vez en la vida, hemos tenido en las manos un material magnético, como un imán, y lo que vemos en esta portada es una descripción matemática de la influencia magnética de estos objetos.

Punto extra: Aunque no lo vemos, estamos dentro de un imán gigante, la Tierra.

  1. The dark side of the moon – Pink Floyd

Qué clase de rockeros científicos seríamos si no mencionamos uno de los mejores discos de la historia.

La refractacion o dispersión refractiva es el fenómeno de la luz blanca que Newton explicó en 1667. Cuando la luz blanca cruza un prisma, esta se descompone en siete colores visibles, cada uno con una longitud de onda diferente. Es el mismo fenómeno que crea los arcoiris.

Dato curioso: A la banda le gustó tanto el concepto de la portada, que decidieron no incluir ningún otro elemento como el nombre del álbum o el de la misma banda para mantener su esencia intacta.

  1. Unknown pleasures – Joy Divison

Es una portada llamativa y poderosa, tanto como el contenido del álbum. Muchos tenemos una playera con el estampado de esta portada ¿En realidad, qué es?

La respuesta está en las estrellas, particularmente en las de neutrones giratorias, también conocidas como pulsar. Cuando estas estrellas giran, emiten un golpe de radiación electromagnética, y los radiotelescopios captan estas señales, dando como resultado un gráfico digno de portada.

Bueno, muchas gracias por leernos… ¿Qué? ¿No es suficiente rock para ti? Para nosotros tampoco …

  1. Binaural – Pearl Jam

Nuestra lista sigue teniendo su lugar en el espacio.

Lo que parece un ojo, en realidad es una fotografía tomada por el telescopio espacial Hubble de la Nebulosa del Reloj de Arena.

Los colores llamativos se deben a los diferentes elementos que componen las nebulosas, en este caso es oxígeno, nitrógeno, carbono y helio.

Menciones honoríficas.

  • X&Y de Coldplay tiene en portada el código Baudot.
  • Is This It de The Strokes en su versión para Estados Unidos, muestra una representación de cómo se vería una colisión de partículas.
  • Dysnomia, Down of Midi muestran un fenómeno físico llamado flujo turbulento.

La música, en todos sus ritmos y géneros es por sí misma una ciencia, la forma en la que conecta con nuestros sentidos y emociones la hace indispensable para entender nuestro entorno y a los que nos rodean.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.